¿Por qué algunos patas comen heces?- La coprofagia

Los  patas hacemos muchas travesuras en el día y más si somos cachorros; pero ¿qué sucede cuando la travesura va más allá de la risa y el juego y comienza a ser peligrosa para la salud del pata?

Los patas nos conocemos oliendo nuestras partes, así nos volvemos patas; pero algunos patas empiezan a tener malas costumbres como el comer excremento. A eso se le llama coprofagia. Antes que nada debo indicar que hay tres tipos: la autocoprofagia que es cuando el pata se come sus propios excrementos, la coprofagia interespecífica que es cuándo un pata come los excrementos de otra especie y la coprofagia intraespecífica, el pata come excrementos de los patas de su misma especie.

Es una costumbre muy molesta que a muchos patas les suele pasar, se debe corregir porque no solo es molesta sino que puede causar muchas enfermedades a tu pata. Pero se han puesto a pensar ¿por qué pasa esto? Esta mala costumbre se debe a que el pata puede estar sufriendo de insuficiencia pancreática, las infecciones intestinales, pancreatitis, incluso el exceso de alimentos excesivamente grasos. Hay que tomar en cuenta que el pata siente lo que le sucede a su cuerpo y aquello que necesita; si ves a tu pata que come excrementos llevalo inmediatamente a tu veterinario de confianza, los malos hábitos se deben a algo en especial.

Algunos autores sostienen que es una conducta por imitación (los patas ven a otros patas hacer lo mismo y lo imitan), por dominación (cuando los patas comen excremento de otro pata dominante), etc. Hay muchas teorías sobre el por qué los patas realizan este tipo de cosas, pero lo más recomendable es hacer evaluar al pata, llevarlo a tu veterinario de confianza para descartar algún tipo de enfermedad.

Yo como pata, sigo a la teoría de que si un pata quiere comer algo o se comporta de modo distinto es por algo, algo le sucede. Lo mejor es observar siempre al pata, estar atento a su comportamiento diario y acudir al veterinario para que le realicen una evaluación.